En la tarde de ayer tuvimos oportunidad de probar el endulzante que se ha convertido en la mejor opción para las personas que quieren darse un capricho sin sumar cientos de calorías a su dieta, o para personas con problemas en el control de los niveles de azúcar en sangre. Truvía va posicionándose cada vez más como la alternativa idónea al azúcar, ya que tiene cero calorías y es de origen natural, de hecho pudimos ver y “probar” la planta de la que se obtiene, y ¿Sabéis qué? ¡¡Sus hojas saben dulces!!.

Desde las 8 de la tarde nos dedicamos a preparar exquisitos cócteles en el local elsite situado en la céntrica calle Pozas de Madrid. En lugar de añadir azúcar utilizamos Truvía en todos ellos, y el resultado fue fascinante:  sabor en absoluto artificial y buenísimos. Y eso que no éramos lo que se dice los descendientes de Tom Cruise en Cocktail😉.

Asimismo los organizadores del evento colocaron en diversas fuentes frutas frescas de todo tipo para probarlas con el endulzante. ¿Quién no se dejaría seducir por unas fresas empapadas en azúcar? Pues ahora ya no hay por qué reprimirse. La textura de Truvía es tan crujiente como la del azúcar. Tanto es así que el producto ha llegado a España de manos de Azucarera Española, un aval que sin duda garantiza tanto el sabor como la consistencia. En mi caso todos los edulcorantes en polvo que he probado terminan pareciendo “polvos de talco” y con una dulzura artificial y excesiva, hasta que he descubierto ¡Truvía!.

Os invito a probarlo en cuanto tengáis ocasión y además os pongo la web de la marca para que podáis informaros